Los abdominales están compuestos por movimientos que fortalecen y definen la musculatura. Este ejercicio sirve para bajar de peso y quemar la grasa localizada en el abdomen y es de alta importancia por los increíbles beneficios que aporta al organismo. Por ejemplo, los abdominales pueden:

  • Corregir y mantener la postura,
  • Mejorar la coordinación motora,
  • Auxiliar en el fortalecimiento muscular,
  • Mejorar el equilibrio y la estabilidad,
  • Disminuir los riesgos de lesiones en la columna,
  • Mejorar la resistencia física,
  • Promover más energía y movilidad,
  • Entre otras ventajas.

No te olvides que es en el abdomen que muchos órganos importantes están situados y la grasa presente allí, en exceso, puede ser perjudicial para la salud de ellos.

Navegue Por El Contenido

Los 4 principales tipos de abdominales para hacer en casa

Con más de 20 tipos de abdominales existentes, usted no puede arreglar disculpas en encontrar tipos que sean fáciles y de alto impacto para usted mejorar su salud y forma física.

Los 5 principales abdominales para hacer en casa deben realizarse correctamente. Si usted tiene alguna duda, siempre busque un profesional de la salud o un entrenador personal, ok? Después de todo, lo que no quiere es dañar su salud y de sufrir!

1 – Abdominal con elevación de piernas

El abdominal con elevación de piernas es muy sencillo de hacer y tiene una gran eficacia. Primero, acuéstese de espalda en una colchoneta en un ambiente de su casa, con las piernas extendidas hacia el techo y los brazos extendidos al lado del cuerpo, con las palmas hacia el suelo.

A partir de ahí, flexione el tronco hacia el techo, llevando las manos hacia los pies. A continuación, baje el tronco y vuelva a la posición inicial.

Una observación importante es que el movimiento que debe hacer para levantar la cabeza, los hombros y las manos en dirección a los pies debe ser único, no pudiendo también hacer que la parte superior de la espalda se curve.

Los beneficios de este abdominal: elimina el exterior de los muslos, aprovecha la silueta, gasta calorías, define el vientre, promueve una mayor flexibilidad de los músculos y combate las estrías y la celulitis!

2 – Abdominal navaja

El abdominal navaja se popularizó bastante por los beneficios. Aquí hay dos maneras de ejecutarlo:

  • Acuéstate de espaldas con las rodillas flexionadas y el brazo de ese mismo lado extendido por encima de la cabeza, mientras el otro se encuentra pegado al tronco.

Haga la elevación del mismo tiempo del brazo que estaba detrás de la cabeza con la pierna opuesta, hasta que las puntas de los dedos de los pies y de las manos se encuentren en el centro del cuerpo, realizando la contracción total del abdomen.

  • Acuéstate de espalda, estirando ambos brazos por encima de los hombros sobre la cabeza, manteniéndolos en una posición alineada con el tronco.

Después, levante los brazos y las piernas al mismo tiempo, sin dobla-las, dando la impresión de que el abdomen será aplastado.

Los beneficios de este abdominal: fortalecimiento muscular, equilibrio postural, mejora en la respiración, mejor digestión de los alimentos, la definición de los músculos abdominales y protección de las áreas que son propensas a las hernias.

3 – Abdominal lateral

Aprende cómo hacer correctamente abdominal lateral: acuéstate de lado, con la pierna derecha flexionada por encima de la izquierda, el brazo izquierdo extendido de forma perpendicular al cuerpo y el derecho detrás de la cabeza.

Elevar el tronco, pero sin curvar la columna hacia delante. Cuando termine la serie, basta con cambiar de lado, repitiendo la misma cosa.

Los beneficios de este abdominal: activa los músculos laterales del abdomen, alcanza varias fibras musculares y ejercita toda la zona.

4 – Abdominales bicicleta

El abdominal del tipo de bicicleta es un favorito de las ventajas, por eso hazlo de esta manera:

Acuéstese de espalda con las rodillas flexionadas y los pies apoyados en el suelo. Después, coloque las manos detrás de la cabeza.

Levante la escápula y las piernas del suelo, haciendo que las rodillas queden flexionadas a 90 grados. Luego, comience a pedalear lentamente en el aire, alternando las piernas, como si estuviera realmente caminando y en bicicleta.

Los beneficios de este abdominal: tonifica los muslos, aumenta la fuerza del torso, favorece los músculos y combate el exterior de los muslos.

5 – Abdominal recto

Este es el tipo más clásico de los abdominales y todavía uno de los más buscados.

Acuéstese boca arriba en una colchoneta y deje los brazos extendidos o por detrás de la cabeza (esta es una elección suya). Después, contrae el abdomen, flexione las piernas con las rodillas en dirección al techo y pies apoyados en el suelo y eleve el tronco para realizar el movimiento del abdomen.

Los beneficios de este abdominal: mejora la postura, promueve el apoyo y el equilibrio, sin olvidar la propia definición y resistencia muscular.

Los abdominales no se deben hacer todos los días para no sobrecargar los grupos musculares – siempre alternar con ejercicios aeróbicos para garantizar la mejor calidad de vida y salud de tu organismo.

Categorías: Uncategorized

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *