Conocido como el aceite que es tomado de la fruta del mismo nombre, el aceite de coco tiene muchos beneficios para el cuerpo y el organismo, aunque sea de una manera refinada o virgen extra. Él posee cantidades diferenciadas de las grasas saturadas, los triglicéridos y otras proteínas, tiene fama por ayudar en la pérdida de peso.

Él tiene una mejor absorción por el cuerpo, principalmente por el hígado en cuestión, convirtiendo gran parte de los nutrientes en energía y no el acumulado de grasas en el cuerpo. Vea algunos de los principales beneficios del Aceite de Coco para el cuerpo en general.

Navegue Por El Contenido

Aceite de coco: ¿cuáles son los beneficios?

1 – que ayuda en adelgazar

Según un estudio realizado en Canadá en el año 2000, las personas que consumen el aceite de coco tienen una mayor oxidación de las grasas presentes en el organismo, causando la rotura de estas, diferente de otros tipos de aceites presentes en el comercio.

La grasa cuando se rota en el tejido adiposo, es utilizada en forma de energía, no permaneciendo en el organismo en forma de manijas del amor. El producto también acelera el metabolismo, esto porque contiene ácido láuricos en su composición, lo que influye en el trabajo de las células más aceleradas, acabando con las calorías acumuladas.

Existen investigaciones que señalan que el aceite de coco también ayuda en el aumento de la masa muscular y los músculos, aliado de aquellos que quieren perder peso y reducir medidas.

2 – Aumenta la inmunidad

El ya citado ácido láuricos en conjunto con el ácido cáprico, tienen la posibilidad de modulación del sistema inmunológico.

El aceite es muy eficaz contra la aparición de hongos, virus y bacterias. Él también ayuda en el trabajo del intestino y elimina todas las bacterias malas por medio de la excreción.

3 – Da la sensación de saciedad

Como ya se ha visto en algunas investigaciones recientes en universidades de los Estados Unidos de América, se ha demostrado que algunos de los ácidos presentes en el aceite de coco activan algunas hormonas responsables de la sensación de saciedad, como la colecistoquinina, péptido YY y el inhibitorio intestinal.

O sea, si usted consumir aceite de coco en el período de la mañana, puede ser que tenga menos hambre a la hora del almuerzo. Sin embargo, es necesario consumir menos carne roja, los alimentos fritos, priorizando los pescados, aceites y granos.

4 – Ayuda en el funcionamiento del intestino

Los alimentos que tienen una mayor cantidad de grasa son conocidos por ayudar en la digestión, esto porque se mezclan al bolo alimenticio, y después en las heces, lo que facilita el paso por el sistema digestivo.

También ayudan en la reconstrucción y mantenimiento de la flora intestinal, lo que facilita el trabajo del estómago, sin embargo, consume en una cantidad controlada, ya que en exceso puede causar diarrea.

5 – Deja la piel bonita

Los estudios ya han demostrado que mejora la elasticidad de la piel. Sus propiedades antioxidantes ayudan a finales de los radicales libres del organismo, que son los principales causantes del envejecimiento prematuro.

Cuando se usa en el pelo, también puede generar más brillo y sirve como hidratante natural.

6 – Puede ser utilizado como sustituto de los aceites de cocina

Él es muy utilizado como aceite de niños, ya que se alcanza altas temperaturas sin tener que pasar por la oxidación y sin alteración de las propiedades nutricionales de su fórmula.

Cuando en contacto con el calor, no se convierte en grasa trans como los otros aceites vegetales, como el aceite de soja, de maíz o de canola.

7 – Alivia problemas de la piel

Este aceite ayuda en la mejora de la dermatitis y otras enfermedades de la piel normalmente conocidas, también es muy utilizado como hidratante natural.

Un estudio se realizó en niños que tenían eccema, cerca de 47% de ellas tuvieron mejoras drásticas en el cuerpo con el tratamiento hecho con el aceite de coco.

Categorías: Uncategorized

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *